Bajar Memoria 2004 completa

Señores Asociados:

Una vez asumido el actual directorio de la Asociación Canales de Maipo, concretándose así una aspiración de larga data, se manifestó de inmediato una urgente preocupación por la administración que se estaba realizando.

Temas de especial preocupación eran la espiral de gastos, como por ejemplo la oficina de Santiago y todos los excesos de gastos asociados a la red de canales, y los acuerdos, al menos extravagantes, que se suscribían con el fin desesperado de allegar fondos, y una gestión en general autocrática sin ninguna participación de los asociados.

Los primeros meses no fueron fáciles, en el directorio conjugaban distintos puntos de vista, entre una visión obsoleta y una de futuro, por ende una buena parte inicial del tiempo de gestión del actual directorio se vio amagada por el inmovilismo a que fuimos sometidos por la presidencia del Sr. David Montané, seguido por las innumerables sorpresas en los temas de gestión, administrativos y contables, y finalmente por una serie de contingencias judiciales y laborales con las cuales se ha tenido que lidiar, en razón de las acciones y omisiones de la administración precedente.

En sesión de Directorio del 12 de febrero del 2004 se solicita la renuncia al Presidente de la Asociación Canales de Maipo señor David Montané Vives, asumiendo dicho cargo don Ricardo Pérez Llona.

Todos los cambios acontecidos en la Asociación durante el primer semestre del 2004, son el resultado de la visión y dedicación del directorio asumido este año, y que se orientan a encauzar la gestión al servicio exclusivo de los asociados y su función productiva.

Para materializar los cambios, con fecha 01 de junio del 2004 asume una nueva administración, con el objetivo de implementar las resoluciones del Directorio, asociadas a modernizar la administración y gestión, optimizar los recursos, preparar y proyectar a la Asociación, para cumplir las necesidades actuales y futuras de sus asociados.

Uno de los acontecimientos relevantes heredados por el directorio, fue que en Septiembre del 2003, entre la Dirección de Obras Hidráulicas del Ministerio de Obras Públicas, y la Asociación Canales de Maipo, se habría firmado un convenio para la evacuación de aguas lluvias, a través del canal Lo Espejo, que evacua al colector Santa Marta de la Municipalidad de Maipú. También estaba encaminado el acuerdo entre la DOH y el Canal Santa Cruz, lo que felizmente no ocurrió por la fuerte oposición del nuevo Directorio.

El Directorio, pensando en el bien común y futuro de la Asociación y sus regantes, esta tramitando la anulación de dicho convenio, ya que fue firmado sin la expresa autorización de la Asociación Canal Espejo y, lo que es más relevante, entrega al MOP en forma perpetua la servidumbre del Canal en forma gratuita. Situación que es jurídica y económicamente improcedente.

Los principales perjuicios están asociados al usuario final de las aguas (tierras cultivables), recibiendo aguas contaminadas sin ningún tipo de control, afectando directamente los cultivos, y por ende la calidad y certificación de nuestros productos. Es incompatible la producción de alimentos, la inserción a los mercados internacionales y vertimiento de estas aguas polutas a nuestro sistema de regadío. ( Entiéndase metales pesados, hidrocarburos livianos y pesados, etc.)

Adicional a lo señalado anteriormente, se debió enfrentar con nuestros recursos la amenaza asociada a la construcción de la obra de acceso sur de la Ruta 5 Sur, tramo Talca – Santiago, proyectada sobre los canales Tronco, Espejo, Unificado y Ochagavía, más un colector de aguas lluvias a metros de nuestra bocatoma. Estas obras, siendo construidas por la empresa Española Ferrovial&Agroman, comenzaron a avanzar sin ningún control, generando serios problemas de intervención en los canales, lo que fue impedido a tiempo por el directorio al asumir, interponiendo un recurso de protección que logró paralizar temporalmente las obras hasta la fecha, obligando a Ferrovial a iniciar un proceso de negociación. Se acordó designar a un perito externo, quien emitió un informe con reparos a los proyectos y propuso las soluciones técnicas tendientes a corregirlos, evitando cualquier perjuicio previsible a futuro.

No se ha podido llegar a una solución definitiva y tranquila del problema, ya que Ferrovial&Agroman, la Concesionaria y en definitiva el MOP, no están dispuestos a reconocer que deben indemnizar por el uso y turbación permanente de sus obras sobre nuestras servidumbres, en conformidad a la ley.

La movilización a significado costos, a modo de ejemplo sólo es segundo semestre del año se debió destinar recursos del orden de los $ 10 millones en asesoría legal.

Por último, no es tema menor, la situación de frontera, problemática y activa, que esta generando la vecindad de la red de canales con la ciudad de Santiago, la contaminación de las aguas a través del sector industrial y el progreso en obras viales, que va a requerir de urgente atención en la gestión del directorio de los próximos años.

Señores accionistas, es nuestra intención seguir conjugando voluntades y energías, para proyectar con visión el futuro a esta Asociación y velar por los intereses de nuestros asociados. Queremos dejar también constancia, que ha sido un ejercicio duro, difícil, altamente demandante de tiempo, y que la mayor parte de nuestra gestión se ha visto enfocada a resolver problemas de administración, de abuso en el uso de los recursos, de vencer las inercias de la autocracia, y en fin, al anquilosamiento de una estructura que más respondía a los problemas de inicios del siglo pasado que a los problemas del siglo XXI.

Saluda atentamente a ustedes,
Mario Carlos Larraín Ruiz-Tagle
Presidente
Asociación Canales de Maipo

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Captcha * Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.